DCSIMG
Skip Global Navigation to Main Content
Textos y transcripciones

Secretaria Clinton presenta Informe de prácticas de Derechos Humanos por países 2010

08 abril 2011

A continuación una traducción de las palabras de la secretaria Clinton con motivo de la presentación del Informe de prácticas de Derechos Humanos por países 2010 ante el Congreso de Estados Unidos:

DEPARTAMENTO DE ESTADO DE ESTADOS UNIDOS
Oficina del portavoz
Para difusión inmediata
8 de abril de 2011

Declaraciones

Secretaria de Estado Hillary Rodham Clinton
Declaraciones ante la prensa con motivo de la publicación del Informe de prácticas de Derechos Humanos por países 2010

8 de abril de 2011

Washington, D.C.

SECRETARIA CLINTON: Buenos días a todos. Estoy hoy aquí para presentar el 35º informe al Congreso sobre el estado de los derechos humanos en el mundo. La lucha por los derechos humanos comienza con el decir la verdad una y otra vez. Y este informe representa un año de verdades sostenidas al ser dichas por una de las mayores organizaciones que documenta la situación de los derechos humanos en el mundo, el Departamento de Estado de Estados Unidos.

Deseo agradecer al secretario adjunto Mike Posner y a la Oficina de Democracia, Derechos Humanos y Trabajo, así como a nuestros cientos de colegas y embajadas en todo el mundo, que trabajan arduamente para hacer que este informe sea un compendio sincero de los asuntos mundiales de derechos humanos. También deseo agradecerles a muchas personas en todo el mundo que vigilan y luchan por los derechos humanos en sus propias sociedades, y a aquellos de quienes nos beneficiamos de manera importante gracias a su información y recomendaciones.

En meses recientes, nos ha inspirado particularmente el valor y la determinación de los activistas en Oriente Medio y África del Norte, y en otras sociedades represivas, que han exigido cambios democráticos pacíficos y respeto por sus derechos humanos universales. Estados Unidos permanecerá de parte de quienes pretenden impulsar las causas de la democracia y los derechos humanos en donde sea que viven, y estaremos de parte de aquellos que ejercen sus libertades fundamentales de expresión y asamblea de manera pacífica, ya sea en persona, en documentos impresos, o con pixeles en Internet. Este informe normalmente genera un gran interés entre periodistas, legisladores, organizaciones no gubernamentales, y por supuesto entre otros gobiernos, y espero que sea así este año también.

Como parte de nuestra misión para actualizar la tarea del estado para el siglo XXI, hoy también me complace anunciar que lanzamos un nuevo sitio electrónico: humanrights.gov. Este sitio ofrecerá una escala única para obtener información sobre los derechos humanos de todos los sectores del gobierno de Estados Unidos. Reuniremos los informes, declaraciones y actualizaciones corrientes de todo el mundo. Se podrá encontrar por medio de búsquedas y será seguro. No hace falta registrarse para utilizarlo. Esperamos que esto haga más fácil para los ciudadanos, académicos, ONG, y organizaciones internacionales encontrar la información que necesitan para hacer que los gobiernos rindan cuentas.

Aquí en el Departamento de Estado, los derechos humanos son una prioridad 365 días al año. Es parte de la misión de cada uno de nuestros embajadores. Es un elemento de mi agenda o de la agenda de la subsecretaria Otero, o de la de cualquiera que se reúna con mandatarios extranjeros. Y es un elemento esencial de la política exterior de la administración Obama, porque de hecho van en línea con nuestros valores, nuestros intereses, y nuestra seguridad. La historia ha demostrado que los gobiernos que respetan los derechos de sus pueblos tienden con el tiempo a ser más estables, más pacíficos, y en última instancia más prósperos.

Nos perturban en particular tres tendencias crecientes en 2010. La primera es un amplio ataque a los activistas de la sociedad civil. Para que los países progresen hacia una gobernabilidad verdaderamente democrática, tienen que tener sociedades civiles libres y vibrantes que puedan ayudar a los gobiernos a entender y cubrir las necesidades de sus pueblos. Como hemos visto en Venezuela, por ejemplo, el gobierno, utiliza los tribunales para intimidar y perseguir a los activistas de la sociedad civil. El gobierno venezolano impuso nuevas restricciones a los medios independientes, internet, los partidos políticos y las ONG. En Rusia, hemos visto acosos a los grupos de la sociedad civil que se han vuelto violentos en numerosos ataques así como muertes de periodistas y activistas. En China, hemos visto tendencias negativas que parecen haber empeorado en la segunda mitad de 2011.

Como hemos dicho repetidamente, Estados Unidos recibe de buen grado el surgimiento de una China fuerte y próspera, y esperamos con interés el próximo Diálogo Económico y Estratégico con Pekín y nuestra continua cooperación para tratar desafíos mundiales comunes. Sin embargo, continuamos profundamente preocupados sobre los informes de que desde febrero docenas de personas, entre ellos abogados de causas de interés público, escritores, artistas, intelectuales y activistas han sido detenidos y arrestados arbitrariamente. Entre estos más recientemente se encuentra el reconocido artista, Ai Weiwei, que ha sido encerrado bajo custodia justo este pasado domingo. Tal detencion es contraria al estado de derecho, e instamos a China a que libere a aquellos que han sido detenidos por ejercer su derecho internacionalmente reconocido a la libertad de expresion y a que respete las libertades fundamentales y los derechos humanos de todos los ciudadanos de China.

Más allá de una extensa represión contra activistas de la sociedad civil, observamos una segunda tendencia en 2010: países que violan las libertades fundamentales de expresión, asamblea y asociación al restringir la libertad en Internet. Más de 40 gobiernos en la actualidad restringen el acceso a Internet con diversos mecanismos. Algunos sitios web son censurados por razones políticas. En varios países, activistas pro democracia y derechos humanos, y blogueros independientes, encontraron que sus correos electrónicos fueron pirateados o sus computadoras infectadas con programas espía que informaban sobre cada uno de sus movimientos. Activistas digitales han sido torturados para que revelen sus contraseñas e impliquen a sus colegas. En Birmania y Cuba, políticas gubernamentales controlaron a quienes disentían en línea al mantener a la mayoría de las personas comunes sin ningún tipo de acceso a Internet.

La tercera e inquietante tendencia de 2010 fue la represión de minorías vulnerables, incluyendo a minorías raciales, étnicas y religiosas junto con personas lesbianas, homosexuales, bisexuales y transexuales (LGBT). Por ejemplo, en Pakistán, la blasfemia permanece como un delito que se castiga con la pena de muerte. La ley de blasfemia ha sido aplicada contra musulmanes que no comparten las creencias de otros musulmanes, así como contra no musulmanes que profesan su religión de manera diferente.

En los primeros dos meses de 2011, dos funcionarios gubernamentales en Pakistán que buscaban reformar la ley, el gobernador Taseer y el ministro Bhatti, fueron objetivo de un pronunciamiento legal en el Islam, o fatua, y fueron asesinados. Además, en Iraq, Egipto y Nigeria, ataques violentos por extremistas asesinaron a decenas de personas que practicaban sus religiones de forma pacífica, tanto cristianos como musulmanes. En Irán, tenemos múltiples informes de que el gobierno en resumen ejecutó a más de 300 personas en 2010. Muchas de ellas eran minorías étnicas. Por ejemplo, en mayo, cuatro hombres kurdos fueron ahorcados en la prisión de Evin. Ellos habían sido arrestados en 2006 por abogar que Irán respetara los derechos humanos. Se informó que ellos confesaron ser terroristas bajo tortura. Es debido a que considero, y nuestro gobierno también, que los derechos de los homosexuales son derechos humanos, y seguimos extremadamente preocupados sobre la homofobia que es penalizada por el estado. Por ejemplo, en Uganda, la homosexualidad sigue siendo ilegal, y las personas son acosadas, se les discrimina, son amenazadas e intimidadas.

Por supuesto, no todas las noticias son malas. Hemos observado mejoras en las situaciones de derechos humanos en varios países, y hemos presenciado también los levantamientos de los meses pasados en Oriente Medio y el norte de África, donde los pueblos exigen sus derechos humanos universales. En Colombia, el gobierno comenzó a realizar consultas con defensores de los derechos humanos, y apoya iniciativas para detener la violencia. Asimismo, aprobó una ley para devolver tierras e indemnizar a las víctimas del conflicto civil de mucho tiempo que ocurrió en Colombia. Guinea celebró elecciones libres y justas y su primer presidente electo democráticamente tomó posesión. Indonesia se vanagloria de tener un vibrante medio noticioso libre y una próspera sociedad civil a la vez que enfrenta desafíos para prevenir abusos por parte de sus fuerzas de seguridad y actúa contra la intolerancia religiosa.

Las sociedades florecen cuando enfrentan los problemas de derechos humanos en vez de reprimirlos. La libertad del temor hace que las economías crezcan a medida que los ciudadanos invierten, innovan y participan. Donde los derechos humanos son importantes, los niños crecen con la preciosa convicción de que ellos son importantes también; de que deben poder vivir con dignidad y dar forma a sus propios destinos. Los pueblos en todo lugar no merecen menos. Esperamos que este informe brinde consuelo a los activistas, saque a relucir los abusos y convenza a quienes estén en los gobiernos de que hay otras maneras mejores.

Deseamos observar progresos. Empezamos a realizar este informe hace 35 años debido a que creíamos que es posible progresar. Ciertamente, si se traza una gráfica desde hace 35 años a la fecha, se observaría un gran progreso en muchos lugares. Pero al mismo tiempo debemos seguir vigilando, y este informe es uno de los mecanismos que usamos para seguirlo haciendo de esa manera.

Gracias a todos. Ahora, con ustedes el secretario adjunto Mike Posner.

(Distribuido por la Oficina de Programas de Información Internacional del Departamento de Estado de Estados Unidos. Sitio en la Web: http://iipdigital.usembassy.gov/iipdigital-es/index.html )